Foro Gallístico MéxicoGallero

Por la Dignificación del Gallo Mexicano
Portal Home Page FAQ Team Search
  Registrarse
Estás navegando como Visitante. Por favor Registrate y Logueate para poder participar de ventajas como Postear en el Foro, Solicitar Ayuda, Hacer Amigos, Ingresar al Chat. Registrate con Nosotros clickeando AQUÍ.    
Identificarse 
Reglas Buscar temas sin respuesta Ver temas activos  

Borrar todas las cookies del Sitio

Todos los horarios son UTC - 6 horas




New Topic Post Reply  [ 24 mensajes ] 
  Imprimir vista
Tema previo | Siguiente tema 
Autor Mensaje
Desconectado 
NotaPublicado: 26 Ago 2011 09:23 
Participación
Participación

Registrado: 19 Ago 2011 10:20
Edad: 76

Mensajes: 64
CAPÍTULO II
EL GALLO: SU ESTRUCTURA,
COLORES, RAZA Y CANTO.


“Gallo, m (lat. Gallus). Ave gallinácea provista de
pico corto, cresta, abundante plumaje y patas armadas
de espolones”. Hasta aquí lo que nos dice el diccionario.
Debemos agregar las barbas que faltaron en esa
descripción.
Siguiendo el orden de lo más arriba mencionado,
abundaremos en cada aspecto respectivo.
Así tenemos que el pico, además de corto, es curvo
en su parte superior y recto en la inferior. Los músculos
que ponen en funcionamiento la única sección que se
mueve, la de abajo, la proveen de una gran presión que,
unida a la consistencia que de por sí posee, convierten
al pico en un arma formidable: la más leve picada es en
extremo dolorosa; podríamos compararla –sin temor a
equivocamos– con la “mordida” de unas tenazas.
El gallo de pelea puede ser, por su tipo de cresta:
crestisierre, crestirroso o crestipiñe; el de corral o machorro,
sólo crestisierre. Esto último da que decir a
algunos galleros, los cuales afirman que el verdadero
gallo fino: “Tiene y debe ser crestirroso”.
La primera de estas tres variedades semeja una sierra
invertida, pero con “dientes carnosos”; la segunda, la
crestirrosa, es muy bella por lo copiosa y rozagante;
unos la comparan con un “repollo, pero los más con
una rosa abierta y encendida, de ahí su nombre; la tercera
y última es un atrofiamiento de la anterior, y sólo
se ve en los ejemplares llamados pavos (los de cabeza
pequeña y fina parecida a esta ave), que al no tener
espacio donde desarrollarse se deforma y da lugar a
una carnosidad con figura de piña. (Se afirma que los
platos confeccionados con crestas son exquisitos).
El tamaño y ordenamiento de las plumas marcha
de acuerdo con la zona en las que éstas se encuentren.
Estos sitios son: la cabeza, la golilla, el pecho, las alas,
el lomo, los cuadriles, los muslos y la cola (las de la
pechuga y el fondillo no se consideran al señalar o definir un color
cualquiera). Las de la testa son las más pequeñas y finas; sin embargo,
su composición misma las hace, pese a su reducido tamaño, densas y
sólidas. Se desplazan desde la parte superior del pico, hasta poco más
abajo de la terminación de la cresta, acordonando toda la base de esta.
Su importancia es capital: es un “colchón protector” del cerebro. (Esa es
la razón por la cual los peleadores “calvos” se privan, aturden, muchas
veces, con una simple patada).
La golilla.- Por golilla entendemos el conjunto de plumas que empiezan
a surgir a eso de media pulgada de la cresta y que, unidas a las
que están a ambos lados del pescuezo, van a descansar en el lomo del
animal y sobre los troncos de las alas de éste.
El pecho.- Visto de frente, es el triángulo que se le ve al gallo, cuyo
vértice señala la garganta del mismo y la base corre por debajo del descanso
de las alas para ir a cubrir el buche y asentarse en la pechuga.
Las alas.- Las que componen y revisten estas extremidades.
El lomo.- Es la porción que queda visible en la parte superior entre
las dos alas cuando están cerradas-, el final de la golilla y el nacimiento
de la perilla o base del rabo.
El cuadril.- Sector entre el lomo, los muslos, la pechuga y el buche
(otros lo llaman encuentro).
La cola.- Aquí debemos considerar dos partes: la perilla y la cola
propiamente dicha. La primera es una protuberancia carnosa (con sus
respectivos huesecillos) en forma de corazón invertido, y es la prolongación
de la espina dorsal del ave; de ella surgen las plumas más largas:
el rabo.
Los muslos.- Las plumas que cubren estas extremidades inferiores,
pero que cuentan poco para definir el color del poseedor, porque son
tusadas para pelear.
Después de haber visto las partes plumadas, regresamos a la cabeza
para resaltar sus componentes no detallados: las fosas nasales, ojos, oídos
y las barbas.
Las fosas nasales.- Son los orificios que se encuentran en la base del
pico unos pequeños cometes, en forma de media luna, llamados “narigones”,
cubren cada una de las dos entradas.
Los ojos.- Sobran las explicaciones. Pero debemos decir que además
del párpado que se le observa a simple vista, posee otro transparente
–entre aquel y el globo del ojo– cuya función es mantener el ojo húmedo.
Detrás de los ojos encontramos los oídos, que aparecen como una
pequeña cavidad circular cubierta de plumillas, las que funcionan como
efectivos filtros.
Por último, y colgando a ambos lados de la cara, observamos dos
brillantes –una redonda y otra ovalada– “chapas de carne” finas y poco
consistentes: son las barbas. Estas, al igual que la cresta, son cortadas,
mejor dicho, extirpadas, en los gallos destinados a la lidia.
Las patas.- Comprenden los dedos –tres delanteros y uno trasero,
con sus respectivas uñas– unidos entre sí por unas telillas; las cañas, que
van desde la planta del pie hasta los muslos y donde se encuentran las
espuelas.
El peso.- El peso oficial de un gallo de pelea va desde 2-12 (2 libras y
12 onzas) hasta el 3-15 (3 libras y 15 onzas) con sus media y tres cuartos).
Con el advenimiento de los Cornish este límite se ha ampliado.
(Dijimos peso oficial porque ese es el de un ejemplar normal, y por el
cual la administración de la valla paga al gallero. Más claro: esta abona
una suma –previamente convenida entre ella y el gallero– por cada animal
que éste lleve a pelear. Esta cantidad de dinero –coima, saca– oscila
de acuerdo con los fanáticos que paguen entrada por ver combatir al
animal en cuestión. Más adelante, en el capítulo titulado “LA REMUNERACIÓN
DE LOS GALLEROS” abundaremos sobre el tema).
Los colores.- Para poder comprender las distintas denominaciones
que reciben los gallos de acuerdo con su color, diremos que el negro,
el carmelita, el rojo oscuro, el amarillo, el gris y el blanco son los pigmentos
básicos que participan en esta nueva calificación, originando: el
giro, indio, pinto, jabao, cenizo, canelo y blanco. Estos matices, salvo
algunos cambios interpretativos, son los mismos de siempre, y así nos
lo atestigua Don Esteban Pichardo en su “Diccionario Provincial Casi-
Razonado De Vozes (sic) y Frazes (sic) Cubanas”, Edición de 1875. (Al
transcribir las definiciones que nos da Pichardo, respetaremos fielmente
su redacción y ortografía).
Aparte del calificativo que por el color recibe cada vez, el mismo se
amplía abarcando varias líneas o tonalidades; mas, siempre basándose
en el principal. Así tenemos:
GIRO.- El de color fundamentalmente negro, pero si tiene plumas
amarillas en las chapas se llamará Mayito, y si estas son blancas, se le
denominará GIRO blanco. Veamos cómo nos lo define el hablista reseñado:
Jiro.- N. sustdo. M. El gallo que tiene la golilla y plumas de las
amarillas con los troncos y pechuga negros. Jirolí.- N. sustdo. M. El
gallo jiro con el amarillo algo verdoso”.
INDIO.- “El gallo de plumas
coloradas oscuras y pechuga negra”.
-Pichardo. Este tinte es el que mas
variantes tiene; así, el anterior se conoce
por indio real. “Maratobo:- El
gallo color almagrado-claro, las alas algo más oscuras y plumas negras en
la pechuga, otros dicen Malatobo”. (Hoy en día sólo se le conoce por
este último nombre.). También aquí nuestro criterio disiente del de
Pichardo: pues, Malatobo es el indio con las plumas del pecho y algunas
otras de color crema.
Seguimos con el intelectual citado:
“Mayo: .- el gallo indio con plumas amarillas en las alas y pechuga
negra, que otros llaman Talisayo”. Honradamente hablando, no lo conocemos.
Indio Prieto: .- Su plumaje negro es brillante. Después de
tusado su corte del lomo es gris oscuro, al contrario del Real que es
claro, casi blanco.
Todas las tonalidades más arriba expuestas aumentan su denominación
cuando llevan una o más plumas blancas en las alas o en la
cola. De ese modo tendremos: giro ali o coliblanco o indio de igual
calificación.
JABAO.- Dos o tres colores haciendo obra alternativamente a manera
de mosaico o escama, o alongados como las jabas de colores así tejidas”.
(Ésas, a las que hace referencia, son grises, amarillas y blancas).
PINTO.- El gallo pintado de negro
y blanco”. (Muchas veces, sumadas
a las anteriores, se ven plumas
coloradas oscuras).
CENIZO.- Es el de plumaje gris
y blanco, con preferencia del primero
sobre el segundo. De no tener
estas últimas se le nombrará cenizo
entero.
CANELO.- El Gallo o Gallina
color de canela. (Pichardo). (Para
nosotros el de base blanca, con el
pecho y las chapas de las alas carmelitas
canelas).indio
BLANCO.- Como su nombre lo indica, es aquel
que no tiene plumas oscuras, sino blancas. Mas, estas
no lo son en su totalidad; sino que están entremezcladas
con amarillas claras que son imperceptibles y muy
fáciles de confundir a cierta distancia.
Las gallinas reciben, igualmente, los apelativos que
hemos descrito, y las conocemos como: pinta, canela,
etc. Debemos acotar a lo referido que el tinte de las
plumas de ellas es opaco, sin brillo alguno, contrastando
con el de ellos que sí es refulgente. (En los animales,
siempre el macho es más lindo que la hembra, con la excepción,
claro está, de nosotros los racionales ¿de acuerdo)?
Antes de terminar este título debemos añadir que con relación al
color coexisten, con el de las plumas ya descritas, el de las patas, y el
pico, aunque sólo se nombra a la primera; por lo que podemos señalar
los tres grupos que enmarcan esta nueva división: patiamarillo,
patiblanco y si, el color de las patas es de un gris churroso, pativerde.
Asimismo, si las alas o el rabo son de un color oscuro, pero sobre él
resaltan una o más plumas blancas, pasará a llamarse: aliblanco o coliblanco,
respectivamente.
Es factible que algunos lectores no hayan comprendido bien este
problema de los colores y se sientan defraudados, ya que en algún que
otro momento pensaron llegarse hasta la valla a jugarse un par de pesos
a un gallo cualquiera; empero, ahora temen que de concertar la apuesta,
en un punto determinado, no sepan a qué ejemplar le fueron, (le
apostaron)... A esos les decimos: despreocúpense y hagan su envite
al... ¡blanco o al negro o prieto!; pues toda la amalgama de matices del
arco iris y de la policromía existentes se reducen –en la valla– a esos dos
simples pigmentos; porque siempre, siempre habrá, un peleador más
oscuro que el contrario.
(CONTINUARÁ)
Bibe Vázquez Robles


Comentar es agradecer


Arriba
 Perfil  
 
CHAT ADMIN • • • AUDIO GALLERO Mp3 • • • CHAT GALLERO
Incubadora Las Americas
Advertencia
Este mensaje ha recibido 23 respuestas

Usted debe ser un usuario registrado e identificarse para ver estas respuestas.

Registrarse REGISTRATE AQUI O IDENTIFICATE Identificarse
Arriba
CHAT ADMIN • • • AUDIO GALLERO Mp3 • • • CHAT GALLERO
ROOSTER VILLAGE
Buscar:
Mostrar mensajes previos:  Ordenar por  
New Topic Post Reply  [ 24 mensajes ] 

Todos los horarios son UTC - 6 horas


Temas Similares

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado


No puede abrir nuevos temas en este Foro
No puede responder a temas en este Foro
No puede editar sus mensajes en este Foro
No puede borrar sus mensajes en este Foro
No puede enviar adjuntos en este Foro
Saltar a:  

Videos MexicoGallero Chat MexicoGallero Galerias De Imagenes
Powered by phpBB © 2000, 2002, 2005, 2007 phpBB Group • • • Skin Powered by Skin-Lab © Alpha Trion • • • Desing by MAZAKRE © MEXICOGALLERO
Traducción al español por Huan Manwë para phpbb-es.com